RSSNewsletterGoogle+YoutubeTwitterFacebooksocial ala

banner haztesocio2

banner visitas guiadas2

banner proyectos

baEquipo de rescate de GREFA

Buenas sensaciones tras revisar las cajas nido de rapaces para el control biológico del topillo campesino en Castilla y León

Puesta de ocho huevos de cernícalo en una caja nido de nuestro programa de control biológico del topillo.Durante el pasado mes de abril procedimos a la primera revisión de las cajas nido de lechuza y cernícalo destinadas a combatir de forma biológica la plaga del topillo campesino en Castilla y León. La ocupación que hacen ambas rapaces de los nidales que les ofrecemos son el mejor alegato en favor de nuestro proyecto alternativo al uso de venenos rodenticidas.

Son casi 2.000 las cajas nido para pequeñas rapaces colocadas en seis provincias de Castilla y León y una veintena de municipios los que han colaborado a lo largo de éstos últimos ocho años para prevenir la plaga del topillo campesino. Es la principal acción de nuestro proyecto de control biológico de este roedor, con el que intentamos restablecer las relaciones depredador-presa que desgraciadamente la intensificación agrícola y la simplificación de los medios agrarios tanto han deteriorado. No solo lechuzas y cernícalos, también mustélidos como la comadreja, se han visto especialmente perjudicados.

Una voluntaria de GREFA revisa una caja nido para cernícalo, dentro de nuestro programa de control biológico del topillo.Tres equipos de GREFA, repartidos a lo largo de la geografía castellana, hemos visitado una a una todas las cajas nido colocadas para, en una primera revisión, conocer hasta qué punto habían sido ocupadas por las dos pequeñas rapaces especializadas en la depredación de pequeños roedores a las que intentamos favorecer. Actuando una por el día (el cernícalo) y otra por la noche (la lechuza), estos aliados incondicionales y desinteresados de los agricultores consumen centenares de topillos durante la temporada de cría y fidelizan su territorio siempre que haya presas disponibles en los cereales y las alfalfas.

La primera revisión muestra unos altos índices de ocupación, sobre todo en aquellos municipios donde el programa de control biológico está más asentado en el tiempo. Habrá que realizar dos revisiones más (a finales de mayo y mediados de junio) para valorar la productividad real y el número de pollos volados. De momento nuestros cernícalos y lechuzas siguen comiendo a diario topillos y hasta la fecha se muestran como eficaz alternativa al uso de rodenticidas químicos en nuestros campos.

Puesta de siete huevos de lechuza en una caja nido de nuestro programa de control biológico del topillo.

GREFA

Monte del Pilar S/N

28220 Majadahonda

Madrid

Telf: (34) 91 638 75 50

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

GREFA, inscrita en el Registro Nacional de Asociaciones con nº 66711, ha sido declarada Entidad de Utilidad Pública.

Sala de prensa

Acerca de GREFA

GREFA (Grupo de Rehabilitación de la Fauna Autóctona y su Hábitat) es una organización no gubernamental sin ánimo de lucro, que nace en 1981 como asociación para el estudio y conservación de la naturaleza. Está formado por personas sensibles a ciertas actividades humanas que provocan el deterioro y la destrucción de parte de nuestro entorno natural.

Birdingtop

Fatbirder's Top 1000 Birding Websites

Está aquí: Home Proyectos Servicios ambientales Control Biologico del topillo campesino Noticias control biologico del topillo campesino Buenas sensaciones tras revisar las cajas nido de rapaces para el control biológico del topillo campesino en Castilla y León